domingo, 16 de noviembre de 2008

Cumbre G-20 ex ante

Escrito por: execlub en internacional

De Rusia
El presidente Dmitri Medvedev buscará durante su participación en la cumbre G-20 posicionar a Rusia en la escena internacional y acabar, con la ayuda de las grandes economías emergentes, con la supremacía estadunidense en el ámbito financiero. Medvedev y el primer ministro Vladímir Putin, ambos con discursos marcadamente antiestadounidenses, no han cesado de repetir en las últimas semanas que la crisis se debe única y exclusivamente a la política de Washington. "Estados Unidos es responsable en 99 por ciento de la crisis", dijo el lunes en una entrevista con la cadena anglófona Russia Today el ministro de Finanzas ruso, Alexeï Koudrine. Medvedev buscará el apoyo de India, Brasil, India y China (el denominado BRIC) para proponer un cambio de rumbo que acabe con la supremacía estadounidense en el sistema financiero mundial, en favor de una diversificación de los polos financieros.
De hecho, Moscú ya consultó a sus socios del BRIC antes de la cumbre del próximo sábado en la capital estadunidense, con el objetivo de presentar una propuesta lo más coordinada posible, indicó recientemente el consejero económico de Medvedev, Arkadi Dvorkovitch. Rusia busca que se endurezcan las exigencias impuestas al capital de las instituciones financieras, así como la armonización de las normas contables y la diversificación de la divisas de reservas. En este sentido, el Kremlin quiere que el rublo se convierta en moneda de pago en el comercio internacional y que se creen nuevos centros financieros. La economía rusa, que en los últimos ocho años creció por encima del 6.0 por ciento, se ve amenazada por la crisis financiera mundial, que provocó una caída en picada de los precios de los recursos naturales, principal fuente económica de Rusia.

De España
Puede cumplirse el presagio de Pedro Solbes. Los miembros del G-20 + España + Holanda desayunarán churros con chocolate por la mañana y dejarán para última hora de la tarde la reforma del capitalismo. Entre medias, intentarán ponerse de acuerdo sobre qué decirle a la prensa. ¿Refundación o refutación del capitalismo, reforma o ruptura? España llega a Washington como invitada en debates trascendentes. Dispondrá, al parecer, de 8 minutos para proponer como modelo a imitar el sistema financiero español.
Antes de empezar la cumbre, EEUU ya ha dejado clara su postura oficial: no se toca el libre mercado. Pase lo que pase este fin de semana en Washington, la poderosa nación americana anfitriona de la cumbre seguirá liderando la economía mundial y tomando todas las decisiones que se impongan. El discurso de George Bush, de que no se van a modificar las reglas del juego, bastó para dar alas a los mercados financieros. En concreto pidió a los participantes de la cumbre del fin de semana que no caigan en la tentación de adoptar medidas proteccionistas. "La solución a la crisis no es reinventar el libre mercado, sino corregir los problemas".
En cabeza de los problemas a los que se deberán enfrentar los miembros del G-20 figura sin duda la supervisión mundial de los mercados. España ya ha filtrado a la prensa que solicitará la creación de una "policía mundial" para el dinero. ¿Cómo regular los flujos de capitales en todo el mundo sin caer en el intervencionismo puro y duro? La propuesta de dar más poder a un FMI fracasado no convence a nadie. Si algo ha demostrado esta crisis es que los órganos privados y públicos encargados de velar por el buen funcionamiento de los mercados han fallado de manera estrepitosa e interesada. Otro debate fundamental de la reunión: ¿qué medidas tomar para intentar reactivar la economía en todo el planeta y que no acaben pagando "el pato" los países más débiles. Los representantes de las economías emergentes ya han mostrado su malestar por lo que consideran la sobre representación de los países occidentales en la cumbre. ¿Creen que la cumbre G-20 está abocada al fracaso, o existe una mínima esperanza de que un acuerdo de mínimos que permita echar a andar? ¿Están descontando los mercados que lo mejor que puede pasar el fin de semana es que no se decida nada? ¿Irán los del G-20 a Washington a buscar culpables o soluciones? ¿Creen que es posible crear un regulador mundial para los mercados? ¿Mejor instituciones pequeñas y ágiles, o grandes y poderosas? ¿Quién pagará el pato de la crisis? Si no se decide nada ¿existe el riesgo de que los países más pequeños cierren sus fronteras? ¿Quién saldrá de la cumbre mundial como ganador: EEUU, China o la pragmática Gran Bretaña? Pero los piases del tercer mundo a acatar, sin chistar. Amén.

De Japon
Japón, durante la cumbre del G20, va a ofrecer prestar hasta 100.000 millones de dólares al Fondo Monetario Internacional (FMI) para reflotar a los países más afectados por la crisis financiera mundial, anunció el gobierno. Esta propuesta será hecha por el primer ministro japonés Taro Aso durante la cumbre de grandes países industrializados y emergentes del G20, el viernes y sábado, en Washington, indica un comunicado publicado por sus servicios. Aso llamará también a los países miembros a aumentar su contribución al FMI, a fin de ayudar a los países que están al borde de la ruina. Islandia, Hungría y Ucrania han pedido ya la ayuda del Fondo.
"En espera que el aumento del capital sea efectivo, estamos dispuestos a ofrecer hasta 100.000 millones de dólares al FMI, tomados de nuestras reservas de cambio", precisa el comunicado del gobierno. Japón detentaba, a fines de octubre, casi 978.000 millones de dólares en reservas de cambio, lo que lo pone en segundo lugar mundial detrás de China. El jefe del gobierno japonés va a proponer que se duplique el monto actual de recursos con que cuenta el Fondo, fijados en 340.000 millones de dólares, según el diario Yomiuri Shimbun. Aso se va a dirigir en particular a los países emergentes, en particular a China, para que aumenten su contribución al FMI y obtengan a cambio un papel más influyente en el seno de la institución, afirma el diario nipón. China tiene actualmente en el FMI un derecho de voto menos importante que el de Bélgica y Holanda reunidos.
Según la oficina del primer ministro japonés, Aso va a proponer al G20 que revise el sistema de derechos de voto en el seno del FMI, del Banco Mundial y otras instituciones internacionales. El monto exacto de los préstamos al FMI aún no ha sido decidido por Tokio, pero podría alcanzar un 10% de las reservas de cambio japonesas, afirmó el jueves el diario económico Nikkei. En un primer momento, Japón sólo pondrá a disposición del FMI sus reservas en dinero líquido, agregó. El grueso de las reservas de cambio japonesas está constituida, en efecto, de bonos del Tesoro norteamericano, y una venta masiva de estos para obtener liquidez tendría un efecto desestabilizador para el mercado y las tasas de interés a largo plazo.

De Venezuela
Pierden su tiempo, dice Chávez .- El presidente venezolano, Hugo Chávez, cuestionó la reunión del G20 argumentando que el mandatario anfitrión de la cumbre, George W. Bush, es el gran responsable de las crisis financiera global y que le queda poco tiempo en el poder. Los principales líderes mundiales se reunirán en Washington para discutir alternativas tendientes a reformar la golpeada arquitectura financiera del planeta. "El Grupo de los 20 son 20 países de los más grandotes, empezando por los países ricos del mundo que están en crisis, se van a reunir en Washington. Yo en verdad no me explico qué van a hacer a Washington. El anfitrión es el gran culpable", dijo el presidente venezolano en un acto político.
Chávez, que durante su Gobierno ha mantenido una agria relación con Bush, dijo que los países pequeños deberían ser oídos porque también se verán afectados por la crisis global. "Con todo el respeto a los líderes que van a Washington, yo no sé que van a hacer a Washington. Yo creo que van a perder el tiempo porque además el presidente de los Estados Unidos está fuera ya (…) ¿Qué puede estar proponiendo un presidente como ese, que además causó esta gran catástrofe", aseveró.
Sin embargo, poco después dijo que "ojalá, hay que abogar porque de esa reunión pudiera salir alguna idea positiva". Bush dijo el viernes que confiaba en que los líderes lograrán trabajar juntos para superar la crisis y logras que las mayores economías regresen al camino del crecimiento. Pero el primer ministro de Japón, Taro Aso, afirmó que no estaba seguro de cómo concluiría la cumbre sobre la crisis porque podría haber diferencia de opiniones entre las naciones desarrolladas frente a los países emergentes. Adicionalmente, previó algunos roces entre Estados Unidos y Europa en torno a la necesidad de aumentar o no las regulaciones de los mercados.

De Argentina
Cristina espera que el G20 aborde los temas "esenciales" para superar la crisis.- La Presidenta afirmó que aguarda que en la Cumbre Mundial que se celebrará en Washington se logre "encontrar los instrumentos y las políticas globales que permitan superar los que estamos viviendo en todo el mundo". La presidenta Cristina Fernández de Kirchner afirmó que espera que en la Cumbre Mundial del G20 que se celebrará en Washington del G20 se aborden los temas "esenciales" para superar la crisis financiera mundial. "Esperamos que podamos abordar los temas de la agenda que son esencialmente encontrar los instrumentos y las políticas globales que permitan superar los que estamos viviendo en todo el mundo", sostuvo la Presidenta al hablar con la prensa al termino del acto de colocación del busto del ex presidente Héctor Campora.

De Brasil
Debe concluir con medidas concretas.- Los líderes mundiales reunidos para discutir la crisis financiera global deben presentar soluciones coordinadas y concretas para impedir que una recesión se convierta en depresión, dijo el viernes el ministro de Hacienda de Brasil, Guido Mantega. En particular, las naciones del G20 deben buscar reformas regulatorias y gastos gubernamentales concertados en un esfuerzo por reavivar el crecimiento global, dijo Mantega a periodistas tras una reunión con los primeros ministros y ministros de Finanzas de Gran Bretaña, Japón y Australia. "Reavivar la confianza requiere reglas claras, más transparencia", dijo Mantega. "Si no tomamos una acción rápida corremos el riesgo de caer en una depresión", agregó.